domingo, 12 de junio de 2011


+No le odies ni te enfades con ella, por favor.
-¿Por qué no? Sabes perfectamente que me ha jodido, que me ha hecho mucho daño. Dame tan solo una razón para no enfadarme con ella.
+¿Tú le quieres olvidar,no? Cuando escuches su nombre quieres dejar de sentir esas mariposillas por el estómago... o ponerte de mal humor o simplemente a llorar,¿no?
-Por supuesto.
+Pues la razón que te doy es muy simple, si le odias, o te enfadas con ella JAMÁS le vas a poder olvidar. Así que, sonríele y demuéstrale que eres fuerte, si sé que le quieres y muchísimo, pero con el tiempo conseguirás olvidarle.

No hay comentarios:

Publicar un comentario